miércoles, 18 de febrero de 2009

Rabí Moshé Leib de Sasov - El ladrón


- Rabí Moshé Leib de Sasov, salió en cierta oportunidad a recorrer diferentes aldeas y pueblos para recolectar fondos para Tzedaká, pero no tuvo éxito en su cometido.

"Si no consigo reunir el dinero necesario sólo tengo en mi poder Bitul Torá ( dejar de lado el estudio de la Torá)."

Se dijo a sí mismo y decidió regresar a su hogar.

En ese instante escuchó sobre un judío que estaba en la cárcel por haber robado. El rabino hizo lo imposible para liberarlo, y cuando finalmente lo logró, le dijo al iehudí:

Ya ves, te atraparon, fuiste golpeado y casi te condenan a años de prisión, deja pues de robar!

El ladrón se sonrió y le dijo:

"Acaso porque una vez fallé no debo volver a intentarlo?"

Al escuchar esto Rabí Moshé Leib se dijo:

"Si este hombre no se amedrenta de los insultos y del arresto, y tiene claro que debe volver a intentarlo, por qué yo dejaré de esforzarme?"

No volvió a su casa y siguió su viaje hasta reunir todos los fondos necesarios.